2013-10-17

Sophia y Fabian abrazados

Pequeños oídos están escuchando...

"Papá, ¿por qué él puso su mano en sus pantalones?"
Muppet. Bestia tocando la batería
Los Muppet me enseñaron que los prodigios debían estar encadenados. Mi esposa no piensa que nuestros hijos son prodigios
Sí, dejé que mi hija de 2 años de edad, viera un programa de Stand-Up con nosotros, pero en mi defensa, asumí que Sophia seguía desconcertada por el discurso del humano. No me di cuenta que ella entendía hasta que repitió un comentario sobre los dedos de alguien y luego hizo preguntas incómodas de seguimiento. Afortunadamente, la cosa con la mano en los pantalones era una línea en un monólogo y no una demostración física, por lo que simplemente expliqué a Sophia que el chico estaba hablando acerca de cómo comprobar el pañal de alguien. Ser un buen padre y ser un buen mentiroso son prácticamente sinónimos.

La reciente curiosidad de Sophia es una parte natural del proceso de crecimiento, pero lo más importante es que es un inconveniente enorme para mis hábitos de televisión. Ahora, cuando estamos todos juntos, tenemos que ver la programación destinada a niños en edad preescolar, que está diseñada deliberadamente para inducir a siestas en los niños más pequeños y cualquier otra persona que tenga la mala suerte de estar en la habitación con ellos. Para mantener esta familia a flote, yo necesito encontrar shows razonables que sean apropiadas para todas las edades o invertir en tapones para los oídos de mis dos hijos y que puedan usar hasta que tengan la edad suficiente para ir al liceo. Dado el estado actual de la TV por cable, lo mejor es que empiece a buscar orejeras en MercadoLibre.
Niña comiendo chupeta
Las orejeras protegerán a mi hija de la corrupción. Pero lástima que no puede usarla hasta los 18 años.
El exceso de censura es más perjudicial que no hacer nada, por lo que finalmente voy a tener que dejar que mis hijos vean lo que quieran. Yo siempre hago lo correcto, solo si es más fácil que el camino incorrecto, a menos que se trate de la venganza. Entonces yo estoy dispuesto a hacer un esfuerzo adicional, especialmente si tengo algún tipo de explosivo escondido para usar. Cuando mis hijos sean mayores, irán inevitablemente a la casa de un amigo a ver algo que está prohibido ver aquí. Al crecer, los padres de mi esposa no la dejaron ver "Los Simpson”. Ella se rebeló, se fue a verlo en la casa de un amigo, y luego se casó con un hombre horrible, sin escrúpulos. La estricta disciplina de sus padres arruinó su vida al conducirla para que terminara conmigo por despecho. Del mismo modo, las cárceles están llenas de niños sobre-protegidos que se encontraron con un pequeño pedazo de pecado, como ver un pezón o vieron una rodilla femenina, y luego se fueron de juergas porque no saben cómo manejar la situación. Para evitar este destino, voy a dejar a mis hijos que vean lo que quieran, pero sólo después de que sean lo suficientemente mayores y que ya han tenido "la conversación". No quiero explicar la reproducción humana a alguien que todavía cree en Santa Claus, pero los tiempos son diferentes ahora. Una gran cantidad de escuelas reparten condones en kindergarten.

Yo estaría más inclinado a ser honesto con Sophia sobre programas de televisión si mis respuestas no incitaran 1000 preguntas adicionales. Como todo el mundo sabe que con una niña de 2 años de edad, esa cifra no es una exageración. Las consultas no se detienen hasta que me encierro en una habitación y lloro. Y tengo que llorar en voz alta, sin embargo, aún puedo escuchar sus preguntas a través de la puerta. Hace unos días, mi esposa estaba viendo un espectáculo en el que los personajes se fueron a una tienda, en donde había un perro en el fondo. Estuvo en la pantalla tal vez por un segundo completo y no tenía absolutamente nada que ver con el episodio. Sophia pasó los siguientes 10 minutos haciendo preguntas sobre el perro: "¿Cómo se llama? ¿Quién es el propietario? ¿Dónde está su casa? ¿Por qué estás golpeando la cabeza contra la pared? "La única manera de que dejara de repetir una pregunta cientos de veces era inventar una respuesta, pero que no generara más preguntas. En el momento que enviamos a Sophia a la cama, el perro tenía más de una historia de fondo que cualquier otra persona en el programa. Escribí un guión sobre él y lo mandé a Hollywood como una potencial serie de Prime-time. Se trataba básicamente de la trama de Sex & the City, pero con los perros.

No hay nada mejor cuando vemos shows con nuestra hija. Mientras que el material es apropiado para su edad, las preguntas de Sophia son tan intolerantes. Ella siempre pregunta "¿Por qué?", Sobre todo, porque no hay una explicación razonable. ¿Le brilla el cabello a Rapunzel?, Si!, por la misma razón que es posible convertir princesas en ranas y viceversa: es magia, la excusa final de todos guionistas perezosos en todas partes. He empezado a utilizar esta explicación fuera de las películas de Disney, especialmente con mi esposa. Yeli no hace más preguntas, pero a ella le gusta encontrar errores en la TV en los shows infantiles que estamos obligados a ver. Mi esposa podría señalar algo como, "Thomas el trencito, ha cambiado de toma en varias ocasiones. Eso está mal". Cuando lo hace, con calma respondo es que Thomas también es un tren FREAKING mágico con una cara que habla. Una vez que cruce esa línea, se puede casi hacer lo que quieras y reclamar que ocurrió a causa del polvo de hadas. Es casi un alivio cuando mi esposa y mi hija de 2 años están tranquilas al mismo tiempo, pero luego tengo que escuchar a Thomas hablar, y eso es aún peor. Realmente no me importa si él aprende la lección sobre el uso compartido o la humildad o cualquier otra cosa que los productores empujan porque todos sepan. vi. "Plaza Sésamo" y "Tom y Jerry" de niño, y ahora lo único que me hace feliz es el dolor de los demás al caerle un yunque en la cabeza (suspiro).
Trenes de Juguetes
En lugar de ver programas horribles de mi hija, mi esposa y yo podríamos dejar que Sophia utilice el Súper TV mientras vemos series piratas en la portátil. El problema es que muchas de las cosas que queremos ver están en DVR. Para ver esos programas, tenemos que esperar hasta que los niños vayan a la cama. A las 8:30 PM de todas las noches mi esposa y yo aún estamos viendo Discovery Kids, Mickey Mouse o algún programa extraño de "niños" hecho por "adultos". Tenemos algo así como 70 horas de programación guardada en nuestro DVR. Suponiendo que no añadimos nada más, nuestras reservas registradas nos llevará 11 años y medio verlo completo en intervalos de 60 segundos, que es CUANDO TENEMOS OPORTUNIDAD DE VER TV.

Será mejor que empecemos.

Programas de niños
Programa de "niños" hecho por "adultos"... QUE QUEEE¡?